“DE LO ÍNTIMO HOGAREÑO” OBRA DE NESTOR ARENAS. Dennys Matos

Nestor Arenas 2

La obra de Nestor Arenas ha estado marcada desde sus inicios por dos características fundamentales. Por un lado, la vocación iconográfica de su lenguaje pictórico, que abarca desde elementos naturales (animales, mar, árboles…) pasando por objetos artificiales (escaleras, aviones, edificios, banderas, armas etc.), hasta personajes ficticios o reales como pueden ser El Capitán América y Stalin, el Mickey Mouse o Yuri Gagarin. Por el otro, su poética postmoderna de apropiación que canibaliza, activando la ironía y el gesto paródico, la historia del arte de los estilos modernos, contemporáneos, e incluso postmoderno dentro del cual se inscribe su propia obra.

Nestor Arenas 3Dentro de esta sintaxis expresiva, en su serie Legopainting, 2010, Arenas se apropia lo mismo de capitales simbólicos del constructivismo ruso, del dadaísmo, el pop, del realismo socialista, del neo expresionismoalemán o del surrealismo. Este proceso, fagocita tanto los temas como los motivos característicos de estas vanguardias y, descontextualizándolos, produce un nuevo paisaje de referencias históricas culturales .

II

Nestor Arenas 5

Nestor Arenas pertenece a esa generación de artistas cubanos formado y educado, como tantos otros, dentro de la política cultural de la revolución. La misma que nos hizo creer en una utopía revolucionaria sobre la construcción de una sociedad más libre y justa para todos. Esa promesa no ha sido cumplida y, probablemente, nunca se cumpla. Pero esa educación, ese adoctrinamiento cultural, político e ideológico para una sociedad comunista sobre cómo se debía ver el mundo material y espiritual, sobre cómo debíamos ser para la cultura, el futuro y par la historia, gravita y forma parte esencial de nuestro imaginario más íntimo. Puesto que ha desaparecido ese “terreno real” de la utopía y, con el, todos los anclajes que nos unían a ella, (sobre) vivir en un escenario completamente diferente, y más bien contrapuesto a la utopía, como en el que ahora vivimos, nos devuelve a esos recuerdos, a esas pulsiones a esos deseos a través de imágenes fantasmagóricas. Imágenes cercanas pero ya difusas, temblorosas, imágenes que parecen haber sido soñadas. Así las obras de Arenas, tienen esa extraña apariencia mezcla de infantilidad y lo que Freud denomina lo siniestro, ese sentimiento de lo “íntimo hogareño”, de la historia individual –reprimida que retorna metamorfoseada en otros lugares, con otras escenas, en otros rostros. De ahí que de sus obras emerjan paisajes asombrosos, escenas disparatadas tanto en las fotografías como en sus pinturas y dibujos. En ellos el Capitán América, la muñeca Barby, el Mickey Mouse o los marines, ícono de la cultura de masa capitalista, son ataviados con grafías y heráldicas de la cultura de masa comunista. Pero va más allá y, también, figuras y objetos de la cultura de masa comunista como Stalin o Yuri Gagarin, la hoz y el martillo comienzan a tener roles protagónicos propios del consumismo capitalista. Es como si la fulgurante cultura de masa capitalista fuese reinterpretada a través de atributos iconográfico comunista o viceversa, como si la mercancía –déficit fundamental de la cultura totalitaria- se introdujera en el núcleo de la utopía comunista. ¿Será acaso este un posible paisaje cultural del postcomunismo cubano.

Dennys Matos, 2012

Nestor Arenas

Dennys Matos LeyvaDennys Matos Leyva Curador independiente, ensayista y crítico de arte escribe para el MIAMI HERALD  ha publicado el libro  PAISAJES METAFORAS DE NUESTROS TIEMPOS 2010 Linkgua ediciones S.L. Vive y trabaja entre Miami  y Madrid  email dmatos66@gmail.com

Leave a Reply