POR AMOR… Temporada de Microteatro. CCEMiami

Por amor… a Jorge Monje

Jorge Monje

El creador y fundador de Microteatro nos dejó este enero. El CCE le dedicó un hondo homenaje de reconocimiento el pasado 31 de marzo, a una labor de creación que Jorge llevó a lo largo de su trayectoria desde la implantación de su proyecto en Miami. En el acto, participaron desde el cónsul de España Cándido Creis, Curro Tardío, Anna Silveti, Kevin Cass, Antonio Marta y Arancha Sánchez Solís y su esposo entre otros….gente que, desde lo emotivo y el recuerdo, dejaron huella y memoria en la vida de un emprendedor de sueños escénicos. Descanse en paz.

Luto

Aquí van algunas reseñas que destaco de lo visto. Como siempre el silencio de “lo no visto” no implica desvaloración alguna. Bien al contrario. Les animo a ver el programa entero donde tienen la oportunidad de disfrutar las dos próximas semanas.

Caminar en Sentido ContrarioCaminar en sentido contrario

Un psiquiatra (Manuel Pijoan) nos previene de lo que nos vamos a encontrar antes de ver la obra “Hagan el favor de no acercarse ni tocar a la enferma… es una esquizofrénica”. En la celda de un manicomio, una mujer desquiciada nos relata una historia mientras dibuja en la pared sus obsesiones. Su hermana Lucía ha muerto. Un hombre “gordo” que llegaba tarde al trabajo la atropelló con su automóbil. “Un hombre normal …parecía hasta bueno”. Un día llaman a la puerta de casa su padre….es él. ¿Cómo continúa? ¿De qué manera nos va a narrar su pena interior que la persigue? ¿Qué va suceder al final de esta historia?

Con un texto bien ascendido y sorprendente de Miguel Àngel González, Lilo concibe esta pieza desde la perspectiva del voyeur. El espectador va a vivenciar el sufrimiento a pocos centímetros de su víctima. Y el olor a tragedia griega circulará ante nuestros propios ojos. Con una Silvia Esteban sorprendentemente transformada en un ser alienado y deshecho por lo acontecido, verla por primera vez en esta incursión al drama despierta, aún más, mi interés como actriz. Recomiendo que vean primero esta pieza para que después acaben con un toque de comedia con el resto de obras que Microteatro sostiene en cartelera.. aunque sólo sea “Por amor”.

PreliminaresPreliminares

“Es Violeta (…así dice llamarse). O mejor dicho, su nombre real es Pili (….pero no se lo digan a nadie). Estamos en una sala privada. Ella se me ofrece entera “y con un servicio a buen precio” con unas botas de piel que superan la rodilla, un corpiño y una lengua viperina “Por qué me miran así…las atrices también somos un poco putas ¿o no?”. En verdad, vino a Miami a ser profesora de inglés….pero. Un momento. Acaba de llamar su mamá por télefono.

Les dejo que saboreen una pieza de Roberto García Encinas dirigida provocadoramente por Alberto Mateo e intepretada con fluidez y gran espontaneidad por este hermoso ángel llamado Patricia Ross. Que por cierto…No sé aún la razón, por la cual, ahora quiere que compremos un poco de “amor fugaz” de su propia vida. De hecho tengo una duda: No sé si en verdad quiero pagar “el servicio” por Violeta o por Pili. Vengan a averiguarlo y decídanlo este fin de semana en Microteatro. Les recomiendo este monólogo, no sólo divertido, sino que además nos permite reflexionar sobre el oficio más antiguo del mundo desde lo humano.

PelotasPelotas

Una pequeña joya sobre la histora de dos sujetos del mismo género que se desean “cuándo te diste cuenta que eras maricón…” y que durante su desarrollo iremos viendo hacia donde nos conduce. Una pieza que aborda lo real sin concesiones y con pequeñas dosis de cierto humor en tres actos. Imaginación suficiente como para iniciarlos con un inquietante partido de paddle en cada uno. Y con una bien y acurada interpretación desde lo natural y orgánico (Juan Manuel Cortés y Kevin Aponte) que nos permite acercarnos a los protagonistas para entender sus temores y deseos. Con una puesta en escena sencilla pero muy pragmática e inteligente (Kevin Cass) uno puede comprender si son necesarias “La pelotas” para ciertos casos que uno vive en la vida. Felicidades. Recomendada para aquellos que aún no entienden porqué dos hombres puede amarse desde el secreto. Absténganse los racistas y homófobos…más que nada para no perturbar el trabajo de los actores ni del director.

El gogoEl Gogó

Es una pieza deliberadamente confundida en el texto (Juan Manuel Cao) para crear ambivalencia a la hora de abordarla en el container desde un doble sentimiento: la compasión y la crítica. De reflexión psicológica. Donde se alternan los sucesos personales (autoestima, pobreza, relaciones afectivas, dolor….) de una supuesta stripper con la estética del club nocturno. Como siempre bien concebida desde el impacto y el acercamiento al público por parte de Lilo “Mi director no ha venido está buscando actrices en un nuevo casting” dice ella en un momento determinado de la obra (… gluups). Ivonne se tranforma completamente en un ser provocadoramente sexuado y lujurioso…Cada gesto o trazo de baile está pensado al mílímetro en aquel reducido espacio. Firmeza actoral. Línea directa. “Atención personalizada con el cliente”. Ternura. El gogó nos comunica al mismo tiempo el deseo de ” ir a un privado” con ella, como la de abrazarla por lo que vive o lo vivido. Este juego es la clave de la obra donde Pijoan coordina un estupendo trabajo como asistente de dirección. ER

Para más información consultar en la página web del CCEMiami

Leave a Reply