LOS CRÍMENES DEL MONOGRAMA. Sophie Hannah. Traducción Claudia Conde. Editorial Planeta.

Los crimenes del monogramaLos crímenes del monograma

Sophie Hannah

Editorial Planeta Mexicana. México 2015

Traducción de Claudia Conde

364 páginas

 

La biblioteca de Coral Gables (Miami) es un refugio para mí; me protege del tedio que a veces me provoca esta ciudad. Sentada en los cómodos sillones puedo observar las plantas a través del ventanal y evadirme. Los árboles increíbles me hipnotizan…podría estar horas contemplándolos.

En una de mis últimas visitas descubrí un libro: Los crímenes del monograma. Al leer el título, se me aceleró el corazón. En Barcelona quise comprarlo, pero el azar lo había depositado en un estante de mi library preferida.

Lo estuve leyendo tres horas seguidas. La única persona que me hizo abandonar la lectura fue un anciano que deambulaba confuso repitiendo una misma frase. No conseguí descifrar la clave gramatical de su discurso.Quizás Hércules Poirot, el protagonista de Los Crímenes del Monograma,  hubiera sido capaz de entender las palabras que decía.

Sí, el mismo Hércules Poirot. El detective belga de las novelas de Agatha Christie; el hombre menudo que tenía una mente sorprendente para descubrir a los asesinos.Un ser novelesco que alegró mi adolescencia…creado por una escritora que admiraré hasta la muerte.

No saben el placer que sentí leyendo este libro. Escrito por una novelista capaz de copiar lo mejor del estilo de Agatha Christie,  Sophie Hannah ha publicado nueve “thrillers psicológicos” que han sido bestsellers internacionales. Obtuvo en 2013 el premio Specsavers National Book Award Crime of the Year por su novela Carrier. Asimismo, es una reconocida poeta que ha sido nominada para el T.S. Eliot Prize.

La escritora participó en la semana de la novela negra que se celebra cada año en Barcelona presentando su nuevo libro, La cuna vacía. Para poder utilizar el personaje de Hércules Poirot  necesitó la aprobación de los albaceas del legado de la célebre escritora inglesa.

Sophie Hannah sitúa la novela en Londres en el año 1929 porque Agatha Christie no público ningún libro durante ese periodo. No les desvelaré el argumento, pero si quiero avanzarles que la trama urdida por la autora te atrapa al instante. Mientras devoraba las páginas de la novela,  recordé que el verano pasado volví a leer una de las obras de Christie, Asesinato en Mesopotamia. La compré en una librería de Miami y la leí en un par de días. Supongo que el recuerdo acudió a mí por las similitudes en la elaboración de los personajes femeninos en las dos novelas. Las dos autoras, coinciden en señalar la personalidad misteriosa que casi siempre caracteriza al género femenino.

Las disquisiciones enrevesadas de Poirot y su inteligencia para encadenar situaciones inconexas, es otro de los atractivos del libro y el personaje se mantiene fiel al original creado por Christie. La novela también ha tenido críticas negativas que cuestionan la falta de sencillez en la narración de los asesinatos y una falta de profundidad en los personajes.

Escribo esta reseña sin haber leído el último capítulo porque quería transmitirles mi inquietud por saber quién mató a los tres huéspedes alojados en el hotel Bloxham.Me daré el placer de leer el final en la biblioteca de Coral Gables. Sólo le pido a Dios que me envíe una tormenta tropical que me incite a sentir pánico ante el rugido de los árboles. Sin querer herir a nadie…solo decirles que “Erika” ya está atravesando hoy Puerto Rico y la República Dominicana quizás coincida la entrada del ojo del huracán con la revelación del asesino.

© All rights reserved Ángels Martínez

Leave a Reply