CUENTOS COMPLETOS. Grace Paley. Editorial Anagrama. Barcelona 2016

cuentos completos grace paleyCUENTOS COMPLETOS. 

Grace Paley. 

Editorial Anagrama.

Barcelona 2016

Traducciones de José Manuel Álvarez Flórez, Susana Contreras, Enrique Hegewicz, César Palma y Ángela Pérez.

463 páginas

          Grace Paley es el antídoto perfecto para combatir la depresión postparto de una mujer estéril. No parí ningún humano y sin embargo ejerzo de madre vocacional de aquellos que sufren el escarnio de ser “diferentes”.

Sí el outsider social es el hombre con el que compartes el verano, pueden suceder dos cosas:

  1. Lo abandonas por una manifiesta incompatibilidad de pareja.
  2. Le recomiendas la lectura de, Los cuentos completos de Grace Paley, para que entienda que la ironía femenina es un arma de doble filo.

Opté por la solución b.

En espera del impacto de los cuentos en la psique del ser amado, voy a intentar convencerles a ustedes de la necesidad orgánica de leer a la “primera escritora oficial del Estado de New York”, según la proclamación del gobernador Mario Cuomo en 1989.

La obra que les presento es una recopilación de los cuentos publicados por Grace Paley. Contiene tres libros: Batallas de amor (1959), Enormes cambios en el último minuto (1974) y Más tarde el mismo día (1985). La autora explica en un breve prólogo, el origen de su vocación por narrar y la importancia del activismo político y feminista en su escritura y en su vida personal. Asimismo nos señala:

“A un escritor le es útil tener dos oídos, uno para la literatura y otro para el hogar”.

 

Entendí la frase al leer el primer cuento del libro, Adiós y Buena Suerte. El  oído para el hogar” es la capacidad de Paley para mostrar en un breve trazo la idiosincrasia vital de Rose, la protagonista:

“Si mi hermana pequeña tuviera un poco más de mundo, sabría que mi corazón está lleno de sentimientos y que entre mi corsé y yo hay tanta información que, en comparación, su vida de casada no es más que un jardín de infancia”.

Leí varias veces el párrafo y pensé en mi vecina Lola, una mujer de vida fácil que explicaba sus aventuras con hombres sin el menor pudor. Las mujeres de mi familia y yo la escuchábamos embobadas porque sus historias picantes y sórdidas, adormecían la rutina doméstica.

El recuerdo de Lola a través de Rose me ha permitido entender que una de las claves de la grandeza de Paley es la transcendencia con la que aborda la sencillez aparente de la vida cotidiana.

Los cuentos que forman parte del primer libro, Batallas de amor, se leen con facilidad y provocan alguna sonrisa abierta.

Cuando empiezas a leer los relatos del segundo libro, Enormes cambios en el último minuto, percibes una transformación en el estilo literario y en la tipología de historias narradas. La lectura exige atención y la trama de los cuentos está más elaborada.  Destacan a mí parecer, los relatos cortos, Deudas, Deseos, Melodía lúgubre y especialmente, El hombre agobiado. En cada uno de ellos, se aprecia el estilete descriptivo con el que la autora asesta el golpe de gracia del personaje.

La lectura de los cuentos del último libro, Más tarde, el mismo día, ha sido la más laboriosa porque el texto no permite distracciones. Amor inaugura su tercera obra y se aprecia la madurez literaria de la autora y la voluntad por evidenciar la faceta introspectiva de los personajes.

El activismo político de Grace Paley aparece de manera frecuente y se repiten personajes que pueden tener un carácter autobiográfico. Grace Paley falleció en el año 2007. Publicó tres libros de cuentos, tres de poesía, y ensayos y se definia a si misma como “una feminista a la que le gustaban los hombres”,

Grace Paley está muerta, En paz descanse. Si estuviese viva y en plenas facultades le enviaría esta reseña con una dedicatoria que dijera:

“ Señora Paley, tiré el ansiolítico al cubo de la basura trás leer su tercer cuento”.

Ángels Martínez

 

Leave a Reply