ANTOLOGÍA POÉTICA ARBOLARIUM DE LOS CINCO CONTINENTES

 

 

 

 

Antología Poética Arbolarium de los cinco continentes

Curaduría de los poemas: Esteban Charpentier y Robert Max Steenkist

Traducciones: Taller de Traducción literaria Antoine Berman. Universidad de Antioquia

 

Editorial Colegio José Max León

 

La belleza cálida de las ilustraciones que acompañan los poemas de la edición de Arbolarium provoca el deseo primario de acariciar las páginas sin lastimarlas. Cuatro artistas indígenas de la región amazónica colombiana  son los artífices de unos dibujos sencillos que provocan una extraña sensación de calma y sosiego.

 

Serena y expectante empecé a leer el libro haciendo caso omiso del orden numérico de las páginas. Me pareció más excitante descubrir al azar un poema, leerlo, saber la procedencia geográfica y poder degustarlo en su idioma original.

 

El método anárquico y el azar trazaron un itinerario poético personal e intransferible. Trataré de explicarles mi experiencia con una sencilla lista de poetas y versos fragmentados.

 

Desde África, Patron Kokou Henekou aborda la relación mitológica entre los arboles y el origen de la especie humana.

 

EL Árbol de la vida (que guarda el secreto del nacimiento del hombre).

 

Semilla. Humus. Flores. Roció.

Siluetas se hacen entre mis raíces

Sogbo ha moldeado tu arcilla con Lisa

En la misma danza que hizo al mundo

 

Mi cuerpo es la escritura de esta danza:

Bajo mi corteza oscurecida de sangre

El evangelio ha tallado las perlas

Que atavían las mujeres en el linde de la vida

 

 

Juan Pablo Roa, colombiano ,lucha contra el olvido de los que han perecido.

 

No llamo a los muertos por su nombre

 

NO LLAMO a los muertos por su nombre

pero uno a uno los voy poniendo

en el árbol del difunto:

hacia dentro crece,

el sol dora sus raíces

y sus frutos son un limbo fértil

de añejas palabras.

 

Reza Mohammadi, afgano lamenta la soledad de un árbol en un conflicto bélico.

 

Un árbol en guerra

 

Antes de los sonidos explosivos

De las armas y las bombas y las minas

Antes de que la guerra llenara mi vida

Y toda estuviera luego vacía

Ahora estoy vacío del todo

En el pueblo no hay un niño que juegue conmigo

Ni un amante que hable conmigo

Ni una niña que coma mis frutos

Ni un poeta que cuente conmigo

Ni un pájaro

Que buscar en mis ramas

 

Odette Yidi David, palestina, me seduce con la historia de un desamor.

 

Una picadura de abeja en memoria de la caída del muro de Berlín

 

Hoy es el aniversario de la caída del muro.

Recordaré con los alemanes cómo me estrellé con

    La pared del amor y no dije:

“ Maldición”

 

Shang Qin, desde China, me ofrece un divertido poema.

 

Árbol en medio de árboles

 

El árbol se ve alegre bajo las pestañas

Con el ojo entrecerrado, el árbol en la niebla

El dedo en la niebla toca el lóbulo

De la oreja entre dientes besado por la lengua

 

 

Balam Rodrigo, mexicano rinde pleitesía a la ceiba interplanetaria.

 

Libro de los libros del Chilam Balam

 

Jaguarezco:

 

Enceibado nublo amaneceres de barro.

Dibujo tatuajes en la lumbre

con la mano desnuda.

 

Escribo con una lentitud de brasa.

 

        La multiplicación de la ceiba

En lo albores del siglo nos anuncia:

Yo soy.                                   El pulso

                                                El miedo

Que tiene.                              La muerte.

 

 

La lista de poetas y versos fragmentados es solo una muestra minúscula del saber poético que contiene Arbolarium.

 

Los curadores, Esteban Charpentier y Robert Max Steenkist  han realizado la selección de los poemas. Un trabajo ingente que han podido llevar a cabo por la trayectoria literaria que ambos poseen y por ser también dos personas comprometidas con causas sociales.

 

La envergadura del trabajo que han realizado se aprecia con el número de poetas que han participado, un total de 148. El hecho de agruparlos por continentes es una apuesta acertada porque trasciende el concepto de frontera nacional.

 

El análisis cuantitativo es un dato relevante que se complementa con la calidad de los poemas elegidos, la diversidad de lenguas y alfabetos en los que han sido escritos y la singularidad única con la que cada poeta afronta el tema central del árbol en la antología.

 

El hecho de visualizar los poemas en el idioma original y poder leerlos traducidos al español y al inglés es otro de los logros a destacar de esta publicación gracias a la colaboración de los profesionales del Taller de Traducción Literaria   Antoine Berman de la Universidad de Antioquia.

 

En el prólogo, Jaime Velásquez, miembro fundador del Taller destaca que en las traducciones mantuvieron “la esencia de la poesía y el universo de cada poema”

 

La Fundación PIBES en Argentina, la Fundación Tropenbos , el Colegio José Max León y el Taller de Traducción Literaria Antoine Berman de la Universidad de Antioquia en Colombia, han logrado publicar tres antologías poéticas de carácter universal centradas en elementos naturales: Antología para la Mariposa, Oireserio y Arbolarium.

 

Los textos de Esteban Charpentier, Robert Max Steenkist, Aldo Villagrossi Crotti, Jaime Velásquez, Carlos Rodríguez, la Fundación Pibes y el Colegio José Max León,  conforman un prólogo que combina el testimonio de persones y entidades que expresan su militancia en la defensa de los desfavorecidos y su amor incondicional por la poesía como “ un arma cargada de futuro”.

 

Ángels Martínez

Leave a Reply